Existen demostradas, tan solo dos vías de contacto:

TRANSMISIÓN DIRECTA:

  • Tos
  • Estornudo
  • Inhalación de gotitas contaminadas en suspensión en el aire

TRANSMISIÓN POR CONTACTO:

Tocar superficies contaminadas y después tocarse:

  • Mucosa oral
  • Mucosa nasal
  • Mucosa ocular

Así, para evitar el contagio debemos:

  • Evitar estar expuestos a la tos, estornudos o ambientes contaminados, manteniendo la distancia de seguridad, o interponiendo barreras físicas,  tales como  mascarillas o pantallas protectoras.
  • Evitar tocarse las mucosas después de de la exposición a superficies contaminadas.